Download E-books Llama Oscura: Cuarto libro de la serie de Los inmortales (Spanish Edition) PDF

, , Comments Off on Download E-books Llama Oscura: Cuarto libro de la serie de Los inmortales (Spanish Edition) PDF

By Alyson Noel

La magia puede ayudarla a salvar su relación con Damen… pero también puede echarlo todo a perder
 
En esta anticipada continuación de l. a. exitosa serie Los inmortales, Ever se esfuerza en ayudar a su mejor amiga Haven a adaptarse a su nueva vida como ser inmortal —tratando de evitar que haga algo que las pueda poner en riesgo. Al mismo tiempo, intenta tomar keep an eye on sobre su enemigo Roman con el fin de obtener el antídoto que los angeles permitirá estar con su amado para siempre. Pero cuando su hechizo fracasa y l. a. une a Roman en vez de Damen, Ever solicita l. a. ayuda de Jude y de las artes oscuras, arriesgándolo todo —incluso a su amor— tratando desesperadamente de romper l. a. maldición.

Show description

Read Online or Download Llama Oscura: Cuarto libro de la serie de Los inmortales (Spanish Edition) PDF

Best Fantasy books

Dragon Keeper (Rain Wilds Chronicles, Vol. 1)

“Robin Hobb is certainly one of our absolute best delusion writers. ”New York instances bestselling writer Kevin J. AndersonWith Dragon Keeper, Robin Hobb, severely acclaimed, ny instances bestselling “master fantasist” (Baltimore Sun), starts a panoramic  new sequence in regards to the resurgence of dragons in an international that either wishes and fears them—the global Hobb’s readers such a lot lately visited in her immensely well known “Tawny guy” trilogy.

Soul Music: A Novel of Discworld

While her pricey previous Granddad— the awful Reaper himself—goes lacking, Susan takes over the relations company. The progeny of Death's followed daughter and his apprentice, she indicates actual expertise for the exchange. that's, until eventually a bit string in her center is going "twang. "With a head choked with goals and a pocketful of lint, Imp the Bard lands in Ankh-Morpork, craving to turn into a rock big name.

Empress (Godspeaker, Book 1)

In a kin torn aside through poverty and violence, Hekat isn't any greater than an undesirable mouth to feed, worthy just a couple of cash from a passing slave dealer. yet Hekat used to be now not born to be a slave. For her, a distinct course has been selected. it's a direction that may take her from stinking again alleys to the home of her God, from blood-drenched battlefields to the glittering palaces of Mijak.

Orcs

"Look at me. examine the Orc. ""There is worry and hatred on your eyes. To you i'm a monster, a skulker within the shadows, a fiend to scare your kids with. A creature to be hunted down and slaughtered like a beast within the fields. it's time you pay heed to the beast. and spot the beast in your self.

Extra info for Llama Oscura: Cuarto libro de la serie de Los inmortales (Spanish Edition)

Show sample text content

Esas cosas ya no funcionan. En realidad, nunca han funcionado. Escucha me cube esforzándose por mantener un tono de voz bajo y firme, pero su air of secrecy refleja todo lo contrario: ha cobrado de repente un tono grisáceo fragmentado, y eso revela que está nerviosísimo. l. a. verdad es que no tengo ni l. a. menor inspiration de a qué te refieres. En serio, Ever, todo lo que dices parece propio de un demente. Y lo cierto es que a pesar de todo, a pesar de esto… Da un tirón del cabestrillo, estaría dispuesto a ayudarte… pero… bueno… me da los angeles impresión de que se te ha ido l. a. olla con eso de los renegados, los angeles conversión y lo demás… Sacude los angeles cabeza. De todas formas, deja que te haga una pregunta: si ese tal Roman es tan malo como dices, �por qué estás aquí, acechando delante de su tienda como un perro jadeante que espera a su amo? Paseo l. a. mirada entre Jude y los angeles puerta. Noto cómo me ruborizo, cómo se me acelera el pulso, consciente de que me ha atrapado, aunque no pienso admitirlo. No estoy acechando… Estoy… Aprieto los labios y me pregunto por qué demonios siento los angeles necesidad de defenderme cuando está claro que aquí el malo es él. Además, yo podría preguntarte lo mismo. Siento ser yo quien te lo diga, pero tú también estás aquí. Lo recorro con l. a. mirada y me fijo en su piel bronceada, en sus dientes ligeramente torcidos… seguro que los ha mantenido así a propósito, para engañar a los angeles gente… como yo. También me fijo en sus ojos, en sus asombrosos ojos azul verdosos… Los mismos ojos que he contemplado durante los últimos cuatrocientos años. Pero no volveré a hacerlo nunca más porque he descubierto que es uno de ellos. Hemos acabado para siempre. Jude se encoge de hombros y se frota el vendaje de manera protectora. No estaba haciendo nada siniestro… Solo me dirigía a casa, eso es todo. Por si no lo recuerdas, los sábados cerramos pronto. Lo miro con los ojos entornados. No creo nada de lo que cube. Es todo muy posible. Se diría que casi creíble. Pero no. Vivo al ultimate de l. a. calle. Señala un lugar perdido en l. a. distancia, un lugar que seguramente ni siquiera existe. Pero en vez de seguir los angeles dirección que indica su mano, mis ojos permanecen clavados en los suyos. No puedo permitirme bajar los angeles guardia ni por un segundo. Tal vez me haya engañado antes, pero ahora que lo sé todo, sé lo que es. Se acerca un paso, muy despacio, con cautela, pero se mantiene a una distancia segura, lejos de mi alcance. �Quieres que vayamos a tomar un café o algo así? Podríamos ir a un lugar tranquilo y sentarnos a hablar. Te vendría bien un descanso. �Qué me dices? No dejo de observarlo. Es persistente, eso tengo que admitirlo. Claro. Sonrío mientras asiento. Me encantaría ir a algún lugar tranquilo, sentarme, tomar un café y disfrutar de una larga y amena conversación… Pero antes tendrás que demostrarme algo. El cuerpo de Jude se tensa, y su air of mystery (un air of mystery falsa, por supuesto) empieza a ondear. Pero no me lo trago. Necesito que me demuestres que no eres uno de ellos. Entorna los párpados y su rostro se ensombrece de preocupación. Ever, no tengo ni los angeles menor thought de lo que hab… Se interrumpe al ver el athame que ahora sostengo en los angeles mano.

Rated 4.15 of 5 – based on 32 votes